Sexy Zebras en la sala La Riviera

Texto y fotos: Sergio García Lavilla

Concierto perteneciente a la gira presentación del quinto LP ‘Calle Liberación’ (2022) del trio formado por Gabi (bajo), José (guitarra) y Jesús (batería), que sacaron su primer disco en el 2008 (Nada mas lejos de la realidad) desde un pop muy a lo El Canto del Loco, y que a través de discos como Volvamos a la Selva (2013), Hola Somos los putos Sexy Zebras (2015) y La Polla (2017) con unas tendencias más encaminadas a neo punk.

Con este último trabajo se percibió un cambio de rumbo de la banda (a mejor y con mayor proyección) hacia nuevos estilos rock, new wave, psicodelia sin perder ese punto rock-punk garajero (pero sin saturar).

El disco lo pudimos escuchar en directo en la primavera del 2022, en el Ochoymedio, recién editado en un concierto en el que mezclaron muchos temas antiguos con los nuevos. Tras casi dos años de asentar los temas y darles más cuerpo en los múltiples directos en los que la banda ha estado (colaboraciones incluidas), tocaba ver la fiesta final que nos tenían preparada en dos fechas en Madrid. Me decidí ir a la primera de las citas en la Riviera, con el regusto de un conciertazo de Biznaga, repetía sala y sold out sin teloneros en lo que suponíamos que sería un concierto muy parecido al del 2022 (que lejos de la realidad).

La apertura era temprana, las 7 cuando el concierto estaba programado para las 9, por lo que decidí tomarme algo en los baretos próximos, abarrotados de gente y, curiosamente los chicos de Niña Polaca (esto es señal de colaboración siempre que no sean Camellos que no se pierden uno) entre la multitud.

Tras entrar y acreditarme, charlo con compañeros que han venido a cubrir el evento mientras la sala se va llenando de un público con ganas de jaleo y fiesta.

A las 9 salta Jesús al escenario y empieza la intro de Bailaremos, una batería machacona acompañada con la guitarra de José, para empezar por todo lo alto (buen sonido de principio que ya es raro en la Riviera) con el pegadizo estribillo “bailaremos hasta la muerte”. Sin descanso seguimos con Amanecer Galáctico y su sonido western, simulando una estampida de búfalos en el Far west, esto se calienta amigos. Cerramos los primeros tres temas con El Semental (2017) con un sonido más rock crudo y guitarreo, pero que nos muestra la evolución que han tenido en cuanto a estructuras de composición.

Tras este comienzo eléctrico toca coger aire con temas más lentos como Águila Negra en la que José le imprime un sentimiento enorme, Sin Bandera con un aire a Depedro, Una Canción para resucitar, con alguna más movida como Búfalo Blanco, pero cerrando el primer bloque más tranquilo con la balada pseudo psicodélica Marte, o la más ochentera en honor a la marcha de Samu como es O Todos o ninguno.

En este momento Gabi se dirige el público para dar por concluida la primera parte del show, la más lenta, ahora toca la parte más rock, y para ello, la mejor invitación para la fiesta que es el tema Jaleo con lo que la sala explotó.

Tocaba el turno de hacer una piscina gigante (previa Pogo) en la que Gabi instaba a las masas a cruzarla a nado o haciendo una regata al más puro estilo Cambridge vs Oxford, para hacerla explotar con el bigote de Charly García.

Empiezan las sorpresas con los chicos de Niña polaca para acompañar con el tema Nena y su estribillo pegadizo “deja que pase lo que tenga que pasar”, una autentica pasada lo que se formó ahí, pero tras la coreada Una Canción de Mierda, tocaba el turno de El Abismo, una canción que habían hecho en colaboración con Rufus T. Firefly, pero sorpresa con Rufus en el escenario, Víctor y Julia, lo que fue toda una delicia escuchar este tema entre dos mundos, entre dos estilos pero perfectamente mezclados.

Las sorpresas no acabaron ahí, con Quiero Follar contigo, salió el mismísimo Antonio García (si, si el de Arde Bogotá) con lo que la sala se vino abajo, rematado con un pico entre Gabi y Antonio, ante el delirio del personal.

Para finalizar, Puñales y Claveles (el último y más eléctrico single de la banda), con la colaboración de Ginebras, brutal, sin palabras…muchos quilates con unas Ginebras pasándoselo bien y demostrándolo.

Despedida con Tonterías y todo el elenco de colaboradores sobre el escenario, en el mejor final de fiesta, un concierto celebración que recordarán todos los asistentes.

Pero, ¿Qué nos deparará la segunda fecha? Si podéis conseguir una entrada (está sold out) vale lo que os pidan,

Pincha en el título del álbum para ver la galería completa: